gurumelo

Amanita ponderosa Maleçon & Heim

Nombre común

Gurumelo

Sinónimos

Amanita curtipes var. ponderosa (Maleçon & Heim.) M.L. Castro

Sombrero

De hemisférico a plano-convexo, hasta de 15 cm de diámetro. Cutícula lisa y separable; de color blanco sucio, manchándose de color rosado o pardo-rosado con la edad o el roce. Margen liso, excedente y flocoso. Presenta restos de velo general a modo de placas de gran tamaño, por lo general en número de una o dos, al principio blancas y por último pardo-rosadas.

Himenio

Formado por láminas libres y apretadas, de color blanco o blanquecino-amarillento; presenta lamélulas. Arista crenada y floconosa; blanca, aunque con la edad o la manipulación puede adquirir tonalidades rosáceas.

Pie

Robusto, cilíndrico, lleno, corto y con la base bulbosa; de color blanco, luego con matices rosáceos. De 5  a 13 cm de longitud y de 2 a 4 cm de grosor. Anillo frágil y  fugaz, del que no queda en la madurez más que una zona anular fibriloso-flocosa en la zona alta del estípite.

Volva

Volva en forma de saco, grande y membranosa, de color blanquecino-rosáceo u ocre-rosáceo.

Carne

Compacta y gruesa. De color blanco, al corte vira a matices rosáceos. Olor que recuerda al de la tierra húmeda y sabor dulce.

Esporada

Blanco-crema.

Hábitat y época de aparición

Crece en alcornocales, encinares y matorrales sobre terreno ácido, siempre asociado a especies del género Cistus y en especial a la jara pringosa (Cistus ladanifer). Finales de invierno y comienzos de primavera.

Modo de vida

Micorrizógeno

Abundancia

Muy frecuente en Andalucía Occidental, en especial en la provincia de Huelva.

Comestibilidad

Comestible, muy apreciado en algunas zonas como Huelva.

A tener en cuenta

Puede confundirse con algunos taxones mortales del género Amanita como A. verna o A. decipiens, que también crecen en primavera. Pero éstas son setas menos robustas, con el pie más delgado y esbelto; el anillo persistente y membranoso; la cutícula, el pie y la volva de un color banco puro que no se mancha de tonalidades rosadas; su carne inmutable y sin olor; y además, presentan un crecimiento epígeo. Con estos caracteres, si se conocen bien estas setas, el riesgo de confusión es difícil; sin embargo la mala práctica de recolectar los gurumelos en fase de huevo, con la ayuda del llamado pincho gurumelero, sí implica un mayor riesgo de confusión. Por ello si recolectamos gurumelos en el estado conocido popularmente como “papa”, para garantizarnos de su correcta identificación rascaremos la carne con una navaja para comprobar que esta toma inmediatamente tonos rosados.

amanita decipiens

 

 

 

MICOGEST S.L.L. Copyright 2010

 

 

Cádiz - Málaga - Andalucía - Extremadura - España